Mujer Vídeo

Video: ¿Por qué usan el hiyab las musulmanas?

El hiyab se ha convertido recientemente en un tema muy debatido en la sociedad actual.Pero sabemos ¿qué es el “hiyab”? La palabra hiyab es una palabra usada para representar la tela que usa una mujer musulmana para cubrirse el cabello. Sin embargo, la palabra hiyab no es el término usado en el Corán. La palabra utilizada en el capítulo 24 del sagrado coran es el término “Jimar”, .
La palabra Jimar viene de la raíz de la palabra “Ja, Mim, Ra” que transmite el significado de algo cubierto. Otras palabras que se derivan de esta raíz se relacionan con este significado básico. Por ejemplo, mientras Jimar significa cubrir la cabeza, “Jamar” significa alcohol porque se sabe que el alcohol ocultará o cubrirá las facultades mentales de uno. Entonces, la raíz de la palabra se trata de cubrir la cabeza, literal o metafóricamente.

El Corán instruye a las mujeres a cubrir sus cabello y pechos. Y las diferentes formas de colocación del hiyab da lugar a los diversos estilos de velo en todo el mundo musulmán.

La pregunta es: ¿por qué todo esto es necesario? ¿Por qué las mujeres deben vestirse con modestia? ¿No es el papel de los hombres controlarse alrededor de las mujeres?
¡La respuesta, en realidad, es sí! La modestia es tanto para los hombres como para las mujeres y el Corán en realidad se dirige a los hombres primero, diciéndoles que bajen la mirada alrededor de las mujeres y que controlen sus impulsos sexuales.

Entonces, si eso es lo que enseña el Corán, ¿por qué las mujeres necesitan vestirse con modestia? El islam da una variedad de razones, siendo la más controvertida la de reducir los avances sexuales no deseados.
Sería maravilloso vivir en una utopía donde nadie conduce mal y nadie roba, sin embargo, todos podemos reconocer que este no es en realidad nuestro mundo, por lo que usamos cinturones de seguridad cuando conducimos y tenemos seguros en nuestras casas. El islam es práctico en su consejo a las mujeres y, por lo tanto, brinda orientación del mundo real, no uno imaginario.

El hiyab es como un cinturón de seguridad. ¿Te evitará que siempre te hagan daño por las acciones imprudentes de los demás? No. Pero puede disminuir ese riesgo. De la misma manera, el islam enseña a las mujeres a tomar su seguridad en sus propias manos, en lugar de confiar en la bondad de los hombres.

Un conocido estudio realizado por la psicóloga de Princeton Susan Fiske observó que los hombres que ven a mujeres vestidas con bikinis activan la parte de su cerebro asociada con las herramientas de trabajo, citan “cosas que manipula con las manos” en comparación con los hombres que ven imágenes de mujeres completamente vestidas.
la famosa actriz Jessica Rey dijo:

“La modestia no se trata de cubrir nuestros cuerpos porque son malos. La modestia no se trata de escondernos. Se trata de revelar nuestra dignidad”

Ahora seamos claros: las mujeres vestidas con modestia también son acosadas. La principal forma de eliminar el acoso sexual de las mujeres es reformar el comportamiento de los hombres.
Una historia interesante de la vida del Profeta Muhammad (sa) ilustra la reforma del comportamiento de los hombres. Una hermosa mujer se acercó al Profeta (as) para pedirle consejo sobre algunos asuntos personales. Un compañero del Profeta (sa) comenzó a mirarla por su belleza. Al darse cuenta de esto, el Profeta (sa) giro la cara de su compañero para que ya no la mirara. Él no criticó su apariencia, ni le aconsejó que se vistiera o se comportara de manera diferente. De hecho, fue el comportamiento de su compañero el que intentó cambiar.
Un estudio reciente mostró que los trastornos de la alimentación, la ansiedad y otros trastornos de salud mental abundan entre las mujeres y particularmente entre las niñas. Las tasas de suicidio en adolescentes es la segunda causa de muerte en el mundo desarrollado entre los 15 y los 24 años. Más del 17% de los estudiantes de secundaria en los EE. UU. Consideraron seriamente suicidarse en 2017.
Muchos han vinculado estas tendencias a una cultura en la que las mujeres y las jóvenes son bombardeadas con imágenes que las empujan a aspirar a formas corporales poco realistas y poco naturales. El islam dice no a esta agenda destructiva. Apoya la liberación de las mujeres porque le quita importancia a la belleza física y, enfatizar asi las cualidades personales. De lo contrario, es muy fácil ser juzgado y valorado según su apariencia, que simplemente se convierte en una lotería genética.
La modestia le dice a la sociedad que las mujeres deben ser juzgadas de acuerdo con lo que es realmente importante; su personalidad, intelecto, talento. El islam nos enseña a desarrollar una relación con lo Divino, con nuestro Creador. No a centrarse en esfuerzos temporales que son, en última instancia, perjudiciales psicológicamente y socialmente. Para las mujeres musulmanas la dedicación es hacia Dios, y no a los caprichos de la cultura y la industria de la moda.

Etiquetas

1 comentario

haga clic aquí para publicar comentario

  • Un artículo bastante amplio, consejos no sólo para las mujeres sino también a los hombres pues ambos son responsables de guardar la pureza.