Dios Podcasts Sociedad

Podcast: Entrevista especial/ ¿Por qué sufrimos?

En el podcast de hoy entrevistamos a Charles Stedman, miembro del equipo editorial de la revista The Review of Religions en español, y traductor del articulo "Si Dios existe, ¿por qué permite el sufrimiento?" Con él abordamos en profundidad este interesante tema e intentamos buscar las razones del sufrimiento

MARISA: Saludos a nuestros oyentes y bienvenidos al podcast número 45. 

¿Por qué sufrimos? ¿Por qué existe el sufrimiento? 

¿Por qué no existe un mundo perfecto y maravilloso donde no haya calamidades? 

¿Por qué?¿O por qué a veces aparentemente el sufrimiento a menudo carece de sentido o justicia? ¿Es posible reconciliar los hechos con la creencia en un Creador infinitamente Bondadoso y Misericordioso?

Esas son las cuestiones que vamos a tratar de responder en el programa de hoy.

Para ello tenemos un invitado muy especial, Charles Stedman, quién es miembro del equipo editorial de The Review of Religions en español.  Hola Charles, bienvenido.

CHARLES: Hola, gracias por invitarme.

MARISA: Charles ha sido el encargado de confeccionar y traducir el artículo destacado que trae la edición  de  Junio, que se titula “Si Dios existe, ¿por qué permite el sufrimiento?”.

Para ello, Charles, ha realizado un trabajo fascinante, y ha recabado un montón de información presente en uno de los libros más interesantes, sobre temas de espiritualidad escrito en los últimos años.

 El libro se titula Revelation, Rationality, knowledge and truth y fue escrito por el 4º Jalifa de la Comunidad Musulmana Ahmadia,  Mirza Tahir Ahmad (rh). Quien fue el nieto del Mesías Prometido (as), fundador de la Comunidad Musulmana Ahmadía. Su Santidad Mirza Tahir Ahmad (rh) era el cuarto Jefe Supremo de la Comunidad Musulmana Ahmadía entre 1982 y 2003. Y fue en 1998 cuando escribió este libro, donde a su vez,  trata temas como la revelación,  la existencia de Dios, el origen de la vida, entre otros, además de tratar el tema del sufrimiento que es el que exploramos en el programa de hoy. 

La cuestión es: muchos de nosotros nos hemos preguntado alguna vez, ya seamos creyentes, o agnósticos, o incluso ateos. Si existe Dios, si existe ese Dios benévolo y bondadoso; ¿por qué sufrimos? ¿Por qué no puede ese Dios, eliminar el terror y acabar con todo horror presente en la tierra?¿ Por qué existen calamidades?¿Es ese sufrimiento, el que hace que Dios deje de ser bondadoso? O ¿puede que como seres humanos, se nos esté escapando algo más allá de nuestro entendimiento? ¿Sirve para algo el sufrimiento?  Charles, ¿podrías intentar responder estas preguntas basándose en los argumentos extraídos del artículo presente en nuestra edición ?

CHARLES: Creo que debe señalarse al principio que el tema del sufrimiento es complejo y no hay respuestas fáciles. Pero tal vez podamos comenzar señalando una de las formas menos útiles de pensar sobre el tema. La figura de Ivan Karamazov en la novela de Dostoievsky personifica esta posición. Después de haber presentado ejemplos reales y terribles de sufrimiento de niños inocentes a su hermano, Iván  dice a su hermano que, aunque acepta a Dios y al mundo que Dios creó, desea “devolver su billete de entrada”. Él dice que fue injusto de parte de Dios colocarlo en este mundo sin darle ninguna opción al respecto. Esta es esencialmente la actitud más arrogante y rebelde que es posible adoptar y, en la última instancia, es completamente inútil. Ningún ser humano tiene otra opción que vivir en este mundo tal como es. Cualquier intento de vivir en un mundo imaginario, darle la espalda a la realidad, está condenado al fracaso. En primer lugar el libro Revelation Rationality and Truth señala que  el dolor y el placer son uno de los impulsores esenciales del proceso de evolución. El Sagrado Corán dice que Dios Todopoderoso decide crear al hombre de arcilla y  dice a los ángeles que este nuevo ser será superior a ellos. El hecho de que el hombre tenga la capacidad de elegir el bien o rechazarlo le da la oportunidad de alcanzar un estado de ser mucho más elevado que los ángeles y esta es la bendición que la vida nos confiere. Pero si la posibilidad de alcanzar el paraíso existe, entonces también debe existir la posibilidad del infierno y todos los otros opuestos que existen en nuestro mundo: ricos y pobres, felices, infelices, buenos y malos, etc. Mirza Tahir Ahmad (rh) dice: “Es lucha perpetua entre la vida y la muerte lo que somete a los vivos a un estado constante de prueba, de modo que todos los que se comportan mejor sobreviven y obtienen un estado superior de existencia “.

Uno de las formas que nos permite alcanzar esta existencia superior es desarrollar en nosotros la capacidad de empatía y compasión. Al hacerlo, estamos realmente motivados para luchar por aliviar el sufrimiento de los demás y transmitir a todos nuestra simpatía y amor. Este es el camino al paraíso, el camino para estar conectado con toda la creación y Dios. En su esencia el infierno es un estado de desconexión y aislamiento. Es por eso que en el islam, y en todas las religiones, hay tanto énfasis en la caridad. Por ejemplo, el Santo Profeta Muhammad (sa) dijo que cada creyente tiene la obligación de realizar una obra de caridad con cada una de sus extremidades diariamente. 

MARISA: Quería preguntarte,  existieron filósofos como por ejemplo, Nitzsche, que afirmaron que “Dios está muerto”. ¿Cómo crees que este libro, de Su Santidad, niega esta afirmación y como responde ante la idea del sufrimiento humano?

CHARLES: Creo que hay dos cosas aquí. Algunas personas argumentan el hecho que hay tanto sufrimiento  en este mundo, indica que un Dios compasivo y todopoderoso no puede existir. Pero el argumento fundamental de Nietsche tenía más que ver con la percepción. Nietsche argumentó que la “muerte de Dios” llevaría a la pérdida de cualquier perspectiva universalmente aceptada sobre las cosas junto con cualquier sentido coherente de la verdad. Creo que podemos ver esto en nuestro mundo actual, donde incluso la ciencia se está corrompiendo por el dinero y los intereses creados y es cada vez más difícil entender lo que está sucediendo en el mundo. Pero también argumentó que por una posición radical sobre la relación entre la percepción y la realidad. Argumentó que aunque existe una realidad consensuada, ninguna percepción individual es exactamente la misma. Cada persona tiene una percepción única que es igualmente válida. Por lo tanto, no existe una verdad metafísica objetiva. De esta manera, Dios queda fuera de la ecuación. Sin embargo, creo que esto es tangencial a la posición por defecto cada vez más común de muchas personas en el mundo de hoy que podría llamarse materialismo metafísico. Esta es la idea de que la materia es primordial y que la conciencia deriva de lo material. Como tal, cuando el material se degrada, la conciencia desaparece. De esto se deduce que vivimos en un universo accidental y esencialmente sin sentido, porque entre otras cosas significa que el dolor y el sufrimiento no tienen significado ni propósito. Y como ha observado el filósofo Soren Kierkegaard, nosotros podemos soportar un sufrimiento que tiene un propósito o que nos conduce a un objetivo pero el sufrimiento más insoportable es el que parece inútil y sin sentido. Las implicaciones lógicas de tal filosofía son tan deprimentes que la mayoría de las personas se ven obligadas a distraerse con preocupaciones mundanas y tratar de ignorar la desesperación dentro de sí mismas. 

MARISA: El artículo dice y leo textualmente:

“El sufrimiento solo podría considerarse objetable si fuera creado como una entidad independiente sin un papel significativo que desempeñar en el esquema de las cosas. Pero sin el sabor del sufrimiento o la conciencia de lo que significa, la sensación de alivio y comodidad también desaparecerían.”

 Por lo tanto, ¿ es el sufrimiento algo único de los seres humanos, quienes hemos sido dotados de un nivel más alto de conciencia?¿O existen otras criaturas o animales, que pueden también sentir el sufrimiento ?

CHARLES: Si, los biólogos descubrieron hace mucho tiempo que incluso los organismos unicelulares responden a su entorno. Incluso los organismos más básicos se unen para reproducirse y pueden alejarse de un ambiente desagradable hacia uno más agradable y saludable. Parece que responden de manera creativa y útil al placer y al dolor, y esto los ayuda no solo a tener éxito como especie, sino que también proporciona una parte esencial del mecanismo por el cual pueden evolucionar hacia un orden superior de vida donde una conciencia más desarrollada permite un modo de percepción más sofisticado Aunque quedan aún problemas sin resolver en nuestra forma de entender la evolución, si la adaptación  a lo largo de decenas de miles de años lleva una especie a dividirse y formar dos especies distintas, si eso tiene que ver con la forma en que individuos responden ante los retos de su entorno, entonces está claro que el placer y el dolor tienen un papel fundamental. 

Es evidente que un organismo no puede prosperar  si no responde adecuadamente ante el placer y el dolor, encontrando de este modo la mejor forma de sobrevivir y procrear. Si un organismo, por alguna razón, sufre una alteración genética que por casualidad le permite tener cierta ventaja a la hora de buscar comida, se puede entender como este individuo podría tener más descendencia y hacer proliferar el código genético alterado, llegando a ser,  a largo plazo una ventaja para la especie. Si la respuesta ante el dolor y el placer realmente tiene un papel fundamental en la evolución entonces plantear un mundo sin estas sensaciones implicaría un mundo sin avances, sin desarrollo y sin evolución. Todo el mundo puede entender que sin dolor no puede existir el placer y vice versa. Además es obvio que en el mundo que conocemos todo está hecho de opuestos. Yin/yang, positivo/negativo, masculino/feminino, luz/oscuridad, la lista es larguísimo . Esta dualidad parece una característica fundamental del universo. 

MARISA:  Entonces la ciencia está afirmando, por así decirlo que el sufrimiento forma parte de un ciclo casi natural, es una forma parte de esa evolución, de ese aprendizaje. ¿Si no sufrimos no aprendemos, no?

CHARLES: Ese sería una manera básica de describirlo,  de hecho hay muchas y famosas obras literarias sobre el tema de un individuo que a causa de sus vicios se mete en un infierno y a través de este sufrimiento consigue comprender la naturaleza de su pecado y cómo esto ha sido la causa de su sufrimiento. Solo entonces puede enfrentarse con su lado oscuro y a través de la humildad y la compassion encontrar la redención. Se puede citar los ejemplos del Rei Lear de Shakespeare, Jean Valjean de Victor Hugo, o el clásico el Rey Midas que es tan avaricioso que desea que todo lo que toque se convierte en oro pero luego cuando se le concede este deseo su comida, su cama incluso su hija pequeña se convierte en oro. En estas historias el sufrimiento tiene un efecto curativo porque el protagonista sabe responder. Pero desde luego las historias de este tipo no siempre tienen un final feliz. Hay otras muchas en que  se sigue  el camino de la autodestrucción  hasta el final. En cuanto al Más Allá,  hay indicios en el Corán y los dichos del Profeta Muhammad (sa) que el infierno no es algo eterno, y por lo tanto tampoco es eterna la dolorosa experiencia de los verdaderos pecadores después de la muerte, funciona en parte para sanearlas y prepararles por un lugar eventual en el paraíso. Es decir es un sufrimiento pero con vistas de mejora. Con vistas a una evolución. 

MARISA: Si extendemos el concepto de sufrimiento  a una visión más general, estarás de acuerdo conmigo en que el sufrimiento alcanza a todas las áreas, a todos los campos e incluso adquiere diferente forma. El sufrimiento no solo significa pobreza y destrucción, si no también en cierto modo incluso hasta puede debilitarte mentalmente.  O puede variar entre la percepción de una persona, a como lo perciba otra. En ese sentido, podemos asumir que el sufrimiento,  afecta por igual a jóvenes y ancianos, a ricos y pobres, en mayor grado, menor grado. ¿Cómo responderías a esta cuestión según los argumentos que encontramos en el artículo?

CHARLES: Creo que debemos aceptar que hay muchos misterios en nuestra existencia. El Corán relata una fábula sobre un viaje que Moisés emprende con un hombre sabio. El hombre sabio toma varias acciones que a primera vista parecen injustas, pero en cada caso, cuando se revelan las verdaderas circunstancias, las acciones resultan estar completamente justificadas. Creo que el mensaje que contiene esta historia es que, debido a nuestras limitaciones humanas, solo tenemos una visión parcial de las cosas y como no podemos ver el imagen entero, hay cosas que aparentemente no tienen sentido. 

El Corán explica que un aspecto de la realidad es ‘al ghaybi’ lo invisible, o esta parte de la realidad que está más allá de nuestra comprensión e imaginación. Este es un aspecto fundamental de la verdad o realidad que no podemos entender directamente pero para el cual existen signos e indicaciones claras en este mundo. Se pueden entender algunas formas de sufrimiento, como las que permiten el progreso, la evolución de la conciencia, etc. Otras formas de sufrimiento son más difíciles. Hay unos dichos del Santo Profeta Muhammad (sa) que indica que existe un vínculo entre lo que sufrimos en este mundo y que podemos experimentar en la más allá. 

 El Corán nos dice que Dios no perjudica  a sus criaturas, si no que ellos perjudican a sí mismos. Cada ser humano recibirá lo que se merece en el día del juicio y el que hace el peso del mal de un átomo lo verá y el que hace el peso del bien de un átomo también lo verá. 

 MARISA: Bueno, y para concluir me gustaría leer un trocito de este artículo, titulado “Si Dios existe, ¿por qué permite el sufrimiento?”, y es un párrafo recoge en sí que  la clave de las palabras del 4° Jalifa (rh), dice así:

“El sufrimiento ha sido el gran maestro que ha cultivado y moldeado nuestra conducta; desarrolla y refina la sensibilidad, enseña humildad y, en más de una forma, prepara a los humanos para volverse hacia Dios. También despierta la necesidad de búsqueda y de exploración, y crea esa necesidad que es la madre de todos los inventos. Si eliminamos el sufrimiento como un factor causal en el desarrollo del potencial del hombre, la rueda del progreso retrocedería cien mil veces. Por su parte, el hombre puede intentar alterar el plan de las cosas, pero lo único que logrará será frustración. Por lo tanto, no debería surgir la cuestión de atribuir la culpa de la existencia del sufrimiento al Creador. El sufrimiento, para desempeñar su sutil papel creativo en el esquema de las cosas, es de hecho una bendición oculta. El secreto de toda investigación y descubrimiento científico radica en una búsqueda constante del alivio del dolor y la incomodidad. La motivación detrás de la exploración y el descubrimiento científico se basa menos en el deseo de obtener lujos que en la necesidad de escapar del dolor. El lujo en sí mismo es, después de todo, una extensión adicional de la misma tendencia a alejarse de un estado de incomodidad a un estado de relativa comodidad.”

Sin duda es un artículo que invita a la reflexión, a recapacitar, donde podemos incluso sacar ese lado positivo. Que nos ayuda a confirmar que el sufrimiento puede tener un propósito. Es ese “algo” que nos ayuda a progresar y a crear formas para poder alcanzar la felicidad .

Como bien dice el artículo, si no hubiera sufrimiento, no podríamos saborear la felicidad. Muchas gracias Charles. Por enseñaros este otro punto de vista. 

CHARLES: Un placer, un saludo 

MARISA: Y para finalizar, recordad a nuestros oyentes  que podrán leer este artículo al completo, en nuestra revista de junio 2020, o muy pronto estará disponible en en la página web  ROR.org.es. Les recuerdo el título: “Si Dios existe, ¿ por qué permite el sufrimiento?” Sigamos en FaceBook, Instagram o YouTube: con nuestro nombre del canal “RoR en español”. Y no se pierdan nuestros podcasts en iTunes, Ivoox, o Spotify. Buscándonos como “RoR en español”. Muchas gracias a todos y solo les pido una cosa: sean felices. 

Etiquetas

1 comentario

haga clic aquí para publicar comentario

  • Una explicación clara y concisa a un tema extenso como lo es el sufrimiento. Gracias por este interesante análisis.